Utilizamos cookies de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar
Llamada gratuita
900 10 30 37

Traducción jurada

Traducción jurada La traducción jurada es la traducción oficial de títulos, documentos, certificados, etc. que requieren una validez legal. Este tipo de traducción sólo la puede realizar aquel traductor acreditado para ello, que la ley española denomina intérprete jurado. Este tipo de traducción debe presentarse en formato físico y debe ir revestido del sello y la firma del intérprete jurado y de una fórmula de certificación. Por su parte, la interpretación jurada es la transferencia lingüística de tipo oral, realizada habitualmente ante tribunales de justicia (interpretación judicial). En España, la ley no previene el intrusismo profesional en este ámbito, sino que deja al arbitrio del tribunal la designación del intérprete.
Traducción jurada
El formato de la traducción jurada 




En el caso de la traducción escrita, la traducción jurada no se caracteriza por la naturaleza del texto objeto de traducción sino por el formato específico con que se presenta. La finalidad de la traducción jurada es dar fe de la autenticidad del documento traducido.


El ámbito de aplicación de las traducciones juradas no está delimitado por la naturaleza del texto original, como ocurre en la traducción jurídica, cuyos de traducción han de estar relacionados con algún campo del derecho.


Las traducciones juradas tienen carácter oficial ante las autoridades, característica que comparten con las traducciones judiciales. Puesto que el objetivo de una traducción jurada es dar fe del contenido del texto original, el traductor es responsable de su traducción, al igual que ocurre en la traducción judicial.


La entrega de una traducción jurada sólo puede ser realizada en papel debido a una serie de características especiales, y que conforman su formato, tales como la firma, el sello, el visé, etc. Los documentos originales objetos de traducción jurada sí pueden ser transmitidos por cualquier otro medio (fax, correo electrónico, correo postal) aunque se recomienda que el intérprete jurado compruebe físicamente el texto original para verificar posibles tachaduras, anotaciones escritas a mano que no aparezcan en la fotocopia, si los sellos son en tinta, en seco, en relieve, etc., ya que todo ello ha de consignarse en una traducción jurada.
Las traducciones juradas no exigen un formato específico de presentación, ya que el único requisito es la fórmula fedataria o certificación al final de la traducción. Sin embargo, algunas recomendaciones de presentación podrían ser las siguientes:


Título o encabezamiento: La traducción jurada deberá comenzar por un título o un encabezamiento en el que aparezca: «Traducción jurada de tipo de documento» 




Traducción propiamente dicha: tras el título o el encabezamiento se consigna la traducción. Fórmula fedataria: breve texto por el cual el Intérprete jurado certifica la fidelidad y calidad de la traducción con respecto al texto original. El Ministerio de Asuntos Exteriores en el Real Decreto 79/1996 de 26 de enero, publicado el 23 de febrero de 1996, establece la siguiente fórmula fedataria: Don / Doña (nombre y apellidos), Intérprete Jurado de (idioma), certifica que la que antecede es traducción fiel y completa al (lengua de destino) de un documento redactado en (lengua de origen). En (lugar), a (fecha). Firma y fecha: se consignarán al final del documento, dentro de la fórmula fedataria. Visé: consiste en una firma abreviada que ha de consignarse en todas y cada una de las páginas de la traducción excepto en la última, en la que se estampará la firma. 
Sello del intérprete jurado: se estampará junto con el visé en todas las páginas además de en la última. De acuerdo con la legislación vigente, el sello deberá incluir exactamente la siguiente información: nombre, la leyenda “intérprete jurado de…” (idioma para el que se obtuvo el nombramiento), dirección, teléfono y, en su caso, fax. La Oficina de Interpretación de Lenguas del Ministerio de Asuntos Exteriores, que regula los nombramientos de intérpretes jurados, tolera la inclusión en el sello de datos como la dirección de correo electrónico o la dirección web.
En caso de ser necesario la traducción jurada podría contener además notas aclaratorias a pie de página y una serie de acotaciones o aclaraciones que el traductor considere oportunas entre corchetes.

MÁS INFORMACIÓN
Llama gratis al 900 10 37 37
Rellena nuestro formulario de consulta
Dinos qué necesitas enviando un correo a info@linguatrans.com
O pide presupuesto según lo que necesites
Estos son algunos de nuestros idiomas de trabajo
Español, Inglés, Alemán, Francés, Italiano, Portugués, Ruso, Polaco, Rumano, Noruego, Sueco, Danés, Neerlandés/Holandés, Flamenco, Árabe, Chino, Japonés, Catalán, Gallego, Euskera, Finés.
Calcula el coste de tu traducción
Idioma de origen
Idioma/s de destino
Número de palabras
Traducción técnica
Traducción jurada